La Casa de los Insecticidas La Casa de los Insecticidas

Tte. Gral. J. D. Perón 1519 - CABA Lun a Vier 9.30 a 18.30hs

Abrimos nuestra nueva sucursal en Palermo, Borges 2422  Te:4776-4978
Suc. Palermo: Ventas@casadeinsecticidas.com.ar
Ya está en línea Mundoinsecticidas, la mejor forma de comprar online. 
Ultimas novedades

La desesperación por las chinches de cama genera un incendio.

Copiamos una nota de Infobae donde se informa que un chico de 13 años, desesperado por las chinches de cama y, malinterpretando el uso de calor, genera un incendio en todo el edificio intentando controlar esta plaga.  Ver más

Plaguicida

Un Plaguicida es cualquier sustancia o mezcla de sustancias utilizadas para prevenir, destruir, repeler o mitigar cualquier plaga, así como cualquier sustancia o mezcla de sustancias utilizadas como regulador vegetal, defoliante o desecante

Ver más
El destacado

¿Por qué no usar Ultrasonidos para el control de Palomas y aves?

Hemos realizado algunas pruebas e investigaciones sobre el uso de ultrasonidos para el control de Aves y Palomas llegando a la conclusión de su absoluta inutilidad. La lista que sigue explica por qué no usar esta tecnología.  Ver más
Su reparación!

2011-10-20
Insecticidas Bioracionales

BIORACIONALES: Estos insecticidas se caracterizan por tener una acción particular en cada insecto. Gran parte de estos insecticidas no son obtenidos por síntesis química. Son los insecticidas que interfieren en los  procesos fisiológicos propios del insecto como:

-Mudas de larvas 

-Crecimiento

-Apareamiento de insectos

­-Puesta de huevos  (oviposición)

­-Alteran la reproducción

­-La alimentación del insecto

­-La detección olfativa.

Un ejemplo muy conocido es el de la Abamectina, (obtenida por fermentación de Streptomices avermectilis), que tiene un uso adicional como acaricida.

Otro grupo importante son los inhibidores de la formación de quitina ó exoesqueleto del insecto, por lo que las larvas de los insectos no pueden desarrollarse y mudar Otros productos evitan la eclosión de los huevos y si alguno llega a buen fin, las larvas recién emergidas sucumben al poco tiempo. Dentro de este grupo se encuentran las benzoilureas, como el diflubenzurón,

clorfluazurón, flufenozurón, hexaflumurón y otros.

También pueden considerarse como insecticidas bioracionales a las feromonas. La ecdisona y la hormona juvenil, que producen los insectos les permiten regular su desarrollo de larva a pupa. Un producto similar a la hormona juvenil, como por ejemplo el metopropeno, hace que el estado de larva aumente de tamaño, pero no pueda evolucionar a pupa, con lo que se ve  interrumpida la metamorfosis y se impide que el insecto llegue a ser adulto, que en algunos casos,  (no en todos) puede ser el estadio que provoque el mayor daño en los cultivos.

Existen otros productos que sin ser hormonas, actúan de manera similar a las hormonas, como el

fenoxicarb (que es en realidad un Carbamato) 

Otra característica de algunos de estos productos, es el efecto contrario a la hormona juvenil que es muy efectivo también para el control de insectos, estimulando la muda y produciendo una metamorfosis rápida, con adultos muy jóvenes y pequeños, sexualmente inmaduros que no dejan descendencia fértil, son por ejemplo los precocenos. 393

Las feromonas (hormonas) son mensajeros químicos que sintetizan los insectos y que inducen

determinadas reacciones de tipo biológicas. Un caso de este tipo son las feromonas sexuales, que emiten las hembras de los insectos para atraer a los machos. Se usan para:

1- Cebos masivos (mass-trapping). Se preparan cebos con feromonas en lugares no susceptibles de ser

atacados por los insectos y al diluir la plaga sus efectos son menores 

2- Confusión: Produce desorientación de los machos por sentir atracción  desde diversos puntos y

dificulta el apareamiento. 

3- Seguir la expansión de la plaga. Poniendo trampas con la feromona y siguiendo la evolución de los desplazamientos y poblaciones.

Otro  grupo de insecticidas bioracionales son los denominados insecticidas biológicos, también llamados plaguicidas microbianos.

El más conocido es el Bacillus thurigiensis. Que  ataca ciertas orugas, dípteros  o coleópteros. El

mecanismo de acción del bacilo es la producción  de una endotoxina que se desdobla en el intestino del insecto al ser ingerido, produciendo parálisis e impidiendo la alimentación. 

Hay otros insecticidas biológicos que siguen en experimentación y que se están tratando genéticamente para poder alcanzar una mayor escala en agricultura  extensiva, pero retan años de investigación para conocer cuales pueden ser sus efectos.

Todos estos insecticidas biológicos además se  están tratando de modificar genéticamente mediante ingeniería genética para aplicarlos a la agricultura extensiva y hacerlos más eficaces, aunque esto está discutiéndose acaloradamente dado que los efectos que pueden ocasionar se desconocen.



Volver

Casa Central: Tte. Gral. J. D. Perón 1519 - CABA
Sucursal Palermo: Borges 2422 - CABA
Lun a Vier 9.30 a 18.30hs